* Por cuarta jornada consecutiva no hubo ofertas de los exportadores; la única referencia surge del Rofex, donde cerró en $ 1892 la tonelada para octubre, 4 pesos más que anteayer.

Se prolonga la parálisis en la comercialización granaria local como consecuencia de la disminuida participación de empresas cerealeras exportadoras que provocó el reclamo que sobre ellas hizo la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) por el saldo de deudas impositivas surgidas de la reactualización de alícuotas en las retenciones.

Ayer se cumplió la cuarta jornada consecutiva con esta tendencia y sólo se escucharon ofrecimientos puntuales para los cereales, según informó la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR). De hecho, tampoco hubo ayer precio para la soja y el volumen de negocios volvió a ser escaso. En cambio en Chicago los futuros agrícolas cerraron con subas generalizadas y, en particular, la soja comenzó a tomar impulso alcista, tras las fuertes pérdidas que registró a comienzo de la semana.

Según la corredora Morgan, García Mansilla y Cía. SA, por segundo día consecutivo la debilidad del dólar le dio un importante empuje a varias commodities; en consecuencia el trigo, el maíz y la soja en los Estados Unidos cerraron con ganancias que rondaron el 1 por ciento. La corredora agregó que los “rumores de compras de soja por parte de China le dan soporte extra a la oleaginosa en el mercado de Chicago”.

En el mercado local la única referencia para la soja continúa surgiendo en el Rofex, en donde el contrato con entrega en octubre en condición fábrica se ajustó a una cifra equivalente a 1892 pesos por tonelada (4 pesos más que anteayer) con negocios por 2730 toneladas. Por la oleaginosa de la próxima campaña tampoco hubo un valor definido, aunque en el mercado a término los contratos con entrega en mayo en condición fábrica se negociaban al cierre a 327,5 dólares por tonelada, reuniendo 2250 toneladas. En el Mercado a Término de Buenos Aires (Matba) los contratos para noviembre y mayo se ajustaron en 402 y 328,50 dólares por tonelada, respectivamente, registrando un aumento de 4 y 2,50 dólares, respectivamente. En Chicago, los futuros de soja cerraron con saldo positivo, apoyados en el debilitamiento del dólar y la posición compradora de los fondos. Las pizarras para noviembre indicaron una cotización de 554,56 dólares, con un aumento de 5,70 dólares por tonelada, mientras que para enero el ajuste fue de 554,19 dólares, con una mejora de 5,69 dólares.

Interés por maíz

En consecuencia el interés de la exportación se concentró en maíz de la vieja campaña. Según la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, en General Lagos y San Martín se demandó mercadería a 180 dólares por tonelada con entrega en noviembre. En tanto, los consumos pagaron en Baradero por el cereal condición cámara 850 pesos por tonelada con entrega entre hoy y el miércoles próximo; 181 dólares para noviembre y 183 dólares para diciembre.

En Chacabuco, también por el cereal condición cámara, se pagaron 800 pesos por tonelada con entrega entre hoy y el miércoles próximo; 171 dólares con entrega en noviembre y 173 dólares en diciembre.

La actividad se completó con la participación de un consumo en El Fortín, que ofreció $ 740/ton con descarga inmediata, se informó en la BCR. En el Matba, el contrato para diciembre cerró en 183,90 dólares por tonelada, cediendo 60 centavos de dólar, en tanto que para abril se ajustó en 192,50 dólares, registrando una mejora de 1,50 dólar por tonelada. En Chicago, la pizarra indicó mejoras de 2,86 y 2,56 dólares por tonelada para los contratos diciembre y marzo que se cotizaron en 293,49 y 293,19 dólares, respectivamente. Trigo Por trigo, la exportación ofreció 250 dólares por tonelada con entrega en marzo en Punta Alvear y 225 dólares para diciembre y 250 para marzo en San Martín.

En cambio en el recinto de la Bolsa de Cereales la demanda que representa a los molinos no mostró interés en participar en la operatoria, por lo que no se dieron a conocer valores en forma abierta para los habituales destinos de entrega. En el Matba el ajuste para enero quedó sin cambios, en 215 dólares por tonelada. En los Estados Unidos el trigo revirtió tres jornadas negativas consecutivas. La  que amenaza los cultivos en Australia y en los Estados Unidos, dos importantes exportadores mundiales del cereal, impulsaron los precios. En Chicago, el contrato para diciembre cerró en 314,62, con una mejora de 3,12 dólares, y en Kansas para el mismo mes el cierre fue de 328,49 dólares, con una suba de 4,13 dólares por tonelada. Respecto del girasol, tampoco ayer hubo negocios .

Panorama agrícola Alzas en EE.UU.

En el mercado de Chicago los futuros agrícolas cerraron con subas generalizadas por el debilitamiento del dólar y la participación de los fondos de inversión. El trigo australiano Continúan preocupando las perspectivas climáticas de sequía en Australia para el cultivo del trigo. Las compras de China También aflige la firmeza de la demanda china por soja en un contexto de escasos stocks a nivel mundial.

SRA (La Nación/A.Financiero)