La industria oleaginosa está comenzando a ponerse inquieta por la falta de precisión del Gobierno sobre el momento en que cumplirá con la promesa de bajar 5% las retenciones a la soja, según informa La Nación.
soja
“Por esta indefinición los productores están reteniendo la soja, las ventas de los productores a las fábricas son un 10% más bajas que en 2015”, explicó un industrial que maneja una de las plantas en el complejo aceitero del Gran Rosario. “Si no tenemos más soja, va aumentar la capacidad ociosa de las fábricas de acá a fin de año”, añadió el experto.

Vale recordar que la semana pasada casi 50 grupos de autoconvocados pidieron que no se postergue la rebaja de las retenciones, recordando que “las promesas están para ser cumplidas”, en referencia a la promesa electoral del presidente Mauricio Macri de bajarlas 5% por año, con lo cual tras la baja del 35 al 30% en diciembre pasado este año deberían caer al 25 por ciento.

El jefe de Gabinete, Marcos Peña, admitió que la postergación de la rebaja de las retenciones “se está estudiando”. Del lado del gremialismo rural, no hay una postura consensuada sobre si aceptar o no una eventual postergación.