El Presidente de CARBAP, Horacio Salaverri, dejó inaugurada el viernes por la tarde la Expo Junín 2012, junto al Intendente Municipal interino, Carlos Lombardi; el Presidente de la Sociedad Rural de Junín, Rodrigo Esponda; Senadores y Diputados provinciales, autoridades de cámaras y de asociaciones rurales vecinas.
En su mensaje, Salaverri señaló que “como productor agropecuario, al igual que todos ustedes sufro los avatares de un clima y una política económica equivocada”.

Sobre las últimas medidas relacionadas con el campo tomadas por el ejecutivo provincial, Salaverri indicó que “estoy seguro que el gobernador no pensó en el impacto ni las consecuencias que tendría en el  productor agropecuario, y en la magnitud en que afectaría  la renta”.

“No se puede considerar a la tierra como un bien de cambio; la tierra es un bien de uso. Se usa para producir, y el productor no puede pagar un impuesto que exceda su capacidad productiva como esta ocurriendo. Este revalúo tiene que ver más con lo inmobiliario que con  lo productivo. Y desde ya que al productor se le va a tornar impagable, algo que ya le estamos adelantando a las autoridades “, advirtió en presidente de CARBAP.

En un pasaje de su discurso, Salaverry apuntó: “Se extraen del sector 2.800 millones de pesos, de los cuales 450 millones se quedarán en nuestra provincia, y mas de 2.100 millones se transferirán al Estado Nacional, porque estudios económicos  indican que el 70% del gasto o de la inversión que realiza el productor la hace en las ciudades o pueblos donde vive”.

“De Junín  se irán más de 20 millones de pesos que podrían quedar aquí si el revalúo no se realizaba. Parece que los pueblos del interior estamos condenados a continuas exacciones por parte de este Gobierno, aclaró Salaverri, expresando que “muchos intendentes están pensando en aumentar las tasas; no es el caso de este intendente (de Junín) que tiene una buena gestión, pero no se puede sacar dinero de donde no lo hay. Esto se termina en algún momento”.

“La crisis lechera ha llegado a las ciudades y hoy los productores tenemos el precio de leche en $ 1,50 en tranquera mientras que en las góndolas está a $6,50”, hizo referencia Salaverri. “Me pregunto, dónde esta la diferencia. Al productor le sirvió esta política?”.

“Lo mismo pasó con la carne, o con el productor de trigo que recibe 80 centavos por kilo cuando se paga 10 pesos el kilo de pan. A los consumidores le sirvió esto? No le sirvió ni a nosotros que estamos muchos en quebranto, ni al consumidor. Tal vez les ha servido a algunos vivos que viven al calor del poder” se quejó Salaverri.

“Esto no se soporta más; si no se produce un cambio el sector agropecuario no va a poder sostener ésto, y la inflación no va a poder ser aguantada por los consumidores,  y en esto estamos todos juntos”, sostuvo el presidente de CARBAP. “Tiene que haber un sistema de protección que nos permita seguir con el estilo de vida en el interior que tenemos y que parece quiere ser cambiado tajantemente”.

“La inseguridad reinante no puede seguir más; nuestro estilo de vida en los pueblos del interior pretende ser alterada, y no lo podemos permitir. Cuando uno recorre las comunidades del interior, los productores se preguntan por qué con nosotros? Hasta cuando seguirá esto?” volvió a preguntarse Salaveri, advirtiendo que “no somos enemigos de nadie; somos gente acostumbrada a trabajar, amante de la libertad que el contacto con la naturaleza nos provee; no buscamos pelea, pero queremos que nos dejen producir. Estamos cansados que nos denosten con agravios, con motes que no nos caben, como de oligarcas o tantos otros. Les molesta que trabajemos y defendamos la libertad? No somos enemigos de nadie”, afirmó Salaverri.

“Así fue como se hizo grande este país, con trabajo y más trabajo; no queremos pelea ni buscamos pelea; queremos que nos dejen trabajar; queremos reglas claras, con previsibilidad, como tienen nuestro países vecinos, que miran hacia afuera; queremos un país moderno, con ideas modernas y no con ideas viejas que atrasan y que este gobierno parece querer imponer”, sostuvo Salaverri.

“Queremos que dejen de quebrar la sociedad, entre amigos y enemigos del modelo; entre buenos y malos. Somos todos una sociedad y tenemos experiencia de cómo nos ha ido cuando permitimos como sociedad que nos dividan” finalizó su discurso Salaverri.

CARBAP